El quinteto del trompetista Charles Tolliver en Centro Centro

El quinteto del trompetista Charles Tolliver en Centro Centro

El músico, que comparece junto al saxofonista Jesse Davis, escenifica, 51 años después, los temas del álbum «Paper man».

Lucía Marote, un poco antes, escenifica en clave de danza un homenaje a Ella Fitzgerald.

Galileo Galilei recibe también a la cantante Camille Bertault


Prosigue el buen viento que favorece el avance del jazz en Madrid, y, en este festival, un jazzman de proyección tan internacional como el trompetista Charles Tolliver protagoniza un concierto que cabe definir como histórico.

Tolliver es uno de los nombres que debe saltar enseguida cuando se habla de la trompeta, después de la muy estricta nómina de gigantísimos. Ya en 1963 formaba junto a Jackie McLean y alguno de sus trabajos de entonces para aquel altosaxofonista, y también para Edgar Bateman, fueron decisivos en los cambios vividos por el jazz.

Con Art Blakey y Max Roach

Fue también Messenger de Art Blakey en 1965, y su encuentro con Max Roach, durante los años 1967 y 1968, le hacen uno de sus más estimables trompetistas, salvedad hecha de Clifford Brown naturalmente. Y tampoco pueden olvidarse sus lances con Sonny Rollins y Horace Silver.

En 1968 publicó «Paper man», su primer álbum como titular, y 51 más tarde -es decir, ahora- hará revisión de su temas junto a músicos que, hace algunos años, ya levantaron aficiones por sí mismos. La sabia composición de la sección rítmica integrada por Keith Brown al piano; Buster Williams en el contrabajo, y Lenny White a la batería, más que un ejemplo, es un auténtico lujo.

La otra estrella del quinteto: Jesse Davis

Y, junto a Tolliver, Jesse Davis en el saxo alto; un músico que, por sí mismo, ya vale el desplazamiento a Centro Centro. Estudió con el prestigioso teórico Ira Glitter y formó parte de aquel grupo de «Jóvenes Leones de Nueva Orleans» surgido en la década de los años 80, a cuya cabeza estaba el trompetista Wynton Marsalis. Trabajó en sus comienzos con Illinois Jacquet, con Jay McShann, Chico Hamilton y Kenny Barron, entre otros.

Los pasos de Jesse Davis en el nuevo milenio han sido, asimismo, dignos de reseñar, colaborando regularmente con su paisano Nicholas Payton, y formando en la Sax Machine de Phil Woods, junto a Charles McPherson y Gary Bartz, altosaxofonista este último al que precisamente sustituye ahora, en este proyecto con el que nos visita.

Tolliver, en cualquier caso, es el gran anfitrión de la fiesta. Un músico que pertenece a la tradición de los trompetistas de fraseo ágil y vivo, pero que, cuando llega el momento de la balada y el punto sentimental, puede fundir el hierro mejor forjado a base de emociones. Acertadísima opción la de Centro Centro para inaugurar actividades musicales en JAZZMADRID.

Danza
Foto © Lara Martínez

Ella Fitzgerald en clave de danza

Un poco antes, en el Patio de Entrada de este centro cultural, la bailarina Lucía Marote escenificará en clave de danza un homenaje a Ella Fitzgerald, una cantante que cuidaba sobremanera la rúbrica sonora de los versos que, finalmente, nos entregaba en forma de canciones. Lucía Marote, en «Bailar con Ella», la ve así:

«Cuando escucho cantar a Ella Fitzgerald me dan ganas de bailar. Ella mueve su voz y siento que su voz mueve mi cuerpo. Cuando escucho a Ella Fitzgerald cantar siento que ella desaparece, y todo es canción, voz. Así quiero bailar, desaparecer detrás de la danza y que Ella me acompañe, que mi danza y su voz viajen juntas por este espacio. Así celebro lo que ella me inspira».

Camille Bertault
Foto © Jean-Baptiste-Millot

Camille Bertault en Galileo Galilei

Un poco más tarde, la cantante francesa Camille Bertault presenta su música en la escena de Galileo Galilei. Camille se ha especializado en una suerte de jazz delicado de corte intimista. Su álbum «En vie», de 2016, comenzó a escucharse en algunas radios francesas, haciendo afición inmediata entre muchos consumidores jóvenes.

Esta no es su primera visita a nuestro país, y ahora presenta «Pas de géant», un disco publicado el pasado año. En su temario, algunos estándares de jazz adquieren en la voz de Camille Bertault una nueva dimensión. Y nada mejor que disfrutar a esta artista ahora en directo, porque los conciertos representa siempre una oportunidad que mejora cualquier grabación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top

Login


Create an Account!
Forgot Password?

Create an Account!


Usuario
Want to Login?

Forgot Password?